Lipoproteínas

Aunque el término lipoproteína podría describir cualquier asociación de lípidos con proteínas, se suele restringir para un grupo concreto de complejos moleculares que se encuentran en el plasma sanguíneo de los mamíferos; las lipoproteínas están formadas por lípidos asociados de forma no covalente con proteínas (apolipoproteínas o apoproteínas), pero también incluyen moléculas antioxidantes liposolubles. Son partículas con un centro apolar —que incluye triacilglicerolesglosario y ésteres de colesterolglosario— y un revestimiento anfifílicoglosario formado por fosfolípidosglosario, colesterol no esterificado y las apoproteínas.

estructura de una lipoproteína

La función de las lipoproteínas plasmáticas es transportar moléculas lipídicas de unos órganos a otros en el medio acuoso del plasma. En el estado de ayuno normal el plasma humano tiene cuatro clases de lipoproteínas y en el periodo postabsortivo aparece una quinta clase, los quilomicrones.

Las lipoproteínas se clasifican en función de su densidad: 

(Ver características de las lipoproteínas)

Las partículas más pequeñas tienen mayor porcentaje de proteínas de superficie y de lípidos anfipáticos que las grandes.

   
  HDL LDL VLDL quilomicrón  
más proteínas,
menos lípidos,
mayor densidad
menos proteínas,
más lípidos,
menor densidad

Apolipoproteínas

Papel de las lipoproteínas I: quilomicrones y VLDL

Papel de las lipoproteínas II: LDL y HDL